Ventajas de la energía solar

Las ventajas de la energía solar son muy variadas, pero primero es imprescindible conocer qué es exactamente este tipo de energía. Cuando hablamos de energía solar hacemos referencia a la energía producida por la luz del sol, también conocida como energía fotovoltaica. Esta energía es inagotable y renovable. Además, aporta un gran número de beneficios que expondremos a continuación.

Ventajas de la energía solar: las más destacables

  • La más destacable es que se trata de una energía limpia no contaminante. Esta característica es muy llamativa si se compara con otros tipos de energías que sí contaminan.
  • Podemos confirmar que es una fuente de energía inagotable. Aunque el tratamiento correcto es que es una energía renovable que procede de una fuente inagotable (sol) ya que, por el momento, no parece que vaya a extinguirse.
  • Es una alternativa de calidad para las zonas a las que no llegan los tendidos eléctricos tradicionales.
  • La captación de energía solar se realiza a través de paneles que son de fácil instalación y que además, generan puestos de trabajo.
  • Con el avance de la tecnología es una manera de ahorrar dinero. Esto es debido al aumento de precio de los combustibles fósiles.
  • El único gasto que conlleva es el derivado de la inversión inicial para la instalación de la infraestructura, pero no utilizará ningún combustible para funcionar.
  • Este tipo de energía puede instalarse en cualquier espacio. No necesita de ningún elemento especial.
  • Al utilizar energía solar se reduce la dependencia de otros países. Un ejemplo es el petróleo. De esta manera, disminuiría la dependencia de los países que poseen este elemento.
  • Tal y como hemos indicado anteriormente, la energía solar promueve la creación de puestos de trabajo. La creación de células y paneles solares requiere de trabajadores. También su instalación y mantenimiento.

Gracias a todas estas ventajas, esta energía está cada vez más en auge.

¿Cuál es la situación de la energía fotovoltaica en la actualidad?

La energía solar siempre ha estado presente en la naturaleza, pero con pesar debemos afirmar que nunca se ha desarrollado de igual manera que otros tipos de energías como las que utilizan combustibles fósiles (petróleo, gas natural y carbón) o la energía nuclear. Hoy por hoy, podemos afirmar que todas las energías renovables están retrasadas en su desarrollo. Una situación que con el paso del tiempo parece cambiar.
Existen países como Alemania, en donde la energía fotovoltaica adquirió gran importancia a principios de los 90 y desarrollaron plantas de energía fotovoltaica y paneles solares que permitían captar la luz del sol. En la actualidad, el propio gobierno fomenta el uso de estas energías con ayudas y subvenciones.
Otros países como Grecia son capaces de abastecer a un habitante de cada cuatro mediante el uso de la energía fotovoltaica.
Si acudimos a Israel podremos observar cómo los edificios poseen colectores solares gracias a una ley que se implantó hace veinte años. Esta acción implica que un 85 % de las viviendas del país puedan disfrutar de las ventajas de la energía solar.
Es por todo esto por lo que desde Fundeen nos queremos sumar a este movimiento facilitando la financiación de este tipo de proyectos. ¡Larga vida a la energía solar!